para qué sirve, cuál elegir y cómo usarlo

El rodillo de espuma es una herramienta muy útil para entrenar. Veamos para qué sirve, cuál elegir y cómo usarlo.

El rodillo de espuma se ha convertido en una herramienta indispensable para el entrenamiento, tanto en casa como en el gimnasio. Es un Rodillo de espuma, como se puede adivinar por el nombre, que hasta hace unos años solo se utilizaba en fisioterapia para tratar las contracturas musculares.

Hoy en día, el rodillo se usa no solo para relajar los músculos, sino también para mejorar la circulación, eliminar el estancamiento de líquidos y por lo tanto combatir la celulitis. Veamos mejor cómo usarlo y cuál elegir.

Rodillo de espuma: para que sirve

Fuente de la foto: https://pixabay.com/it/photos/esigianato-allificazione-yoga-a-rulli-1284370/

El rodillo de espuma se utiliza para hacer masaje miofascial, o un masaje de los músculos, que ayuda disolver contracturas, para prevenir accidentes, para reactivar la circulación e luchar contra la retención de agua. También se recomienda utilizar los rodillos de masaje para calentar los músculos antes del entrenamiento y para relajarlos al final.

Se puede usar tanto para la parte superior como para la parte inferior del cuerpo, pero se usa principalmente para los músculos de la espalda, incluso en caso de dolor debido a una mala postura y estar sentado o de pie durante muchas horas.

Rodillo de espuma, ¿cuál elegir?

En el mercado existen muchos tipos de rodillos, grandes o pequeños, con superficie lisa o mecanizada, adecuados para diferentes necesidades. Lo importante es elija un rodillo que sea fácil de manejar, no demasiado grande, que se puede utilizar tanto para la espalda como para los brazos y las piernas.

Los expertos en fitness también recomiendan elegir i rodillos lisos, porque son más efectivos, aunque sean un poco más dolorosos que los trabajados. En cuanto a los costes, el precio de una buena herramienta ronda los 30-40 euros.

Rodillo de espuma: cómo usarlo

¿Cómo relajar los músculos con el rodillo de espuma? De una manera muy sencilla: simplemente acuéstese en la alfombra coloque el rodillo debajo de su espalda, haciéndolo resbalar con el peso del cuerpo. El ejercicio debe realizarse muy lentamente, durante unos cinco minutos, antes o después del entrenamiento en casa y en el gimnasio (pero también de forma independiente).

Para la celulitis, el masaje con rodillos debe realizarse por la mañana y por la noche, durante unos diez minutos. El rodillo debe estar posicionado debajo de las nalgasy luego deslícelo hasta las rodillas.

Fuente de la foto: https://pixabay.com/it/photos/esigianato-allificazione-yoga-a-rulli-1284370/

Related Post

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*